Hoy es Domingo 22 de Mayo del 2022


La partitura de la FE

Por: Norberto Lacarriere El Día Jueves 31 de Diciembre del 2020 a las 15:33

La Nota se ha leido 992 veces. 1 en este Día.

¡Entren!

Ésta es mi última columna de 2020 y sin olvidarme de las noticias que fluyen y nos muestran los entornos y contextos que los seres del poder político siguen manipulando, compartiré un enfoque introspectivo.

Me preparo para saltar hacia el año que comenzará en algunas horas y lo hago recordando todas las lecciones que me dejó el año que agoniza.

Por haber sido un lapso funesto, le decimos “requiescat” con gusto, pero también con tristeza. 

El año se va dejándonos millones de lugares vacíos en las casas, en los trabajos y en los corazones, así como una crisis económica y existencial en algunos aspectos inéditas.

La memoria del sentimiento hoy almacena muchas cicatrices y no hay palabras de consuelo para quienes pasaron por el infierno de la pandemia, misma que no ha desaparecido.

El riesgo sigue y el reto sigue siendo cuidarnos para cuidar e inspirar a que otros nos cuiden.

Apenas este 30 de diciembre, antes de que obscureciera, pude ver y captar en el cielo cómo el sol nos iluminaba en Matamoros, Tamaulipas.

Cómo creyente en una fuerza suprema sentí que fue un mensaje de esperanza. 

Entre mi vista y el cielo se interponían algunos cables del tendido eléctrico en las calles. En otras circunstancias habría querido buscar un ángulo más estético para captar la luz del astro rey, pero opté por dejarlas. 

Fue como si alguien inscribiera un documento en el aire, que llevaba impresa una sinfonía en la que se leía alguna oda a los buenos deseos, a la alegría de estar vivos.

Se los confieso: No pude evitar sentirme millonario, por el simple y llano hecho de poder respirar con normalidad y de tener mis sentidos a salvo.

Al mismo tiempo, la imagen que pude captar me llevó a otras reflexiones: Lo bueno, lo malo y lo peor que en muchos casos salió a relucir en muchas personas.

Asimismo, repasé en mis vivencias, en la forma en que esta pandemia nos obligó a cruzar algunos límites, porque el confinamiento despertó la creatividad y para afrontar la crisis algunos tuvimos que RESETEARNOS y REINVENTARNOS.

Algo que también descubrí es que ha sido mentira eso de que antes éramos felices y no lo sabíamos. 

Al menos no en todos los casos, pero hubo algo más: Muchos supimos que lo éramos ¡Y lo sabíamos, pero no lo valorábamos!

Hasta este punto les pregunto: ¿Y ya vieron que, más allá de las vacunas que nos vayan a proveer los gobiernos, el antídoto está en cada uno de nosotros?

 

Quien se previene, quien se cuida, quien ayuda, quien se despoja de egoísmo, quien busca cuidar a los demás y quien regala el cobijo de la solidaridad, trae en sus manos la cura.

Así que si este 2020 a ustedes que hacen favor de leerme les inspiró a no rendirse y a conocer el poder de su fuerza personal y a mostrar de lo que eran capaces, entonces no renieguen de él porque NO FUE UN AÑO PERDIDO.

Si en este año tuvieron el tiempo y sus sentidos puestos en la salud y el ejercicio, la sana alimentación o el estudio, invirtieron sabiamente. 

El confinamiento, señores y señoras, fue una oportunidad de oro para probarnos. 

Lastimosamente no todos vivieron para contarlo, pero entonces eso es motivo suficiente para volver a levantar la vista, apuntar hacia el cielo y agradecer por cada gramo de energía que hoy tienen

Se los repito: si piensan, si caminan y si respiran, tienen un edén en sus vidas.

COLOFON 

La vida puede ser buena si se entienden sus circunstancias para adaptarse, sobrevivir y mejorar. He ahí la clave.

En lo personal cada día fue un compromiso. Cada meta, un reto. Cada paso, una oportunidad.

Agradezco al universo el tener a seres extraordinarios en mi vida, que me nutren, que me apoyan, que me inspiran, que me enseñan y que permiten tener retroalimentaciones permanentes.

¡Que siga la lucha, somos guerreros y la campana para retirarnos no ha sonado!

Por su atención, ¡Gracias! Por hoy, ¡Cierren!

 

Norberto Lacarriere Lezama

Comunicólogo de carrera y vocación.
Reportero, columnista, investigador, caricaturista político, conductor radiofónico y televisivo.
Su columna “Palabras Férreas”, se publica en diversos medios cibernéticos. Ha sido director y fundador de importantes proyectos informativos en Tamaulipas. Es director de Noticiarios y coordinador de Producción informativa en EXA FM/ Libertas Radio 89.5 FM en Matamoros y actual colaborador corresponsal de WRadio.


DEJA UN COMENTARIO

HoyTamaulipas.net Derechos Reservados 2016
Tel: (834) 688-5326 y (834) 454-5577
Desde Estados Unidos marque: 01152 (834) 688-5326 y 01152 (834) 454-5577