Hoy es Jueves 21 de Octubre del 2021


Los Trump de Tamaulipas

Por: Jorge Infante El Día Lunes 05 de Diciembre del 2016 a las 08:05

La Nota se ha leido 1056 veces. 2 en este Día.

Tras el triunfo de Trump en las pasadas elecciones se han estado elucubrando un sinfín de escenarios que pudiesen presentarse en el ámbito nacional y cómo estos nos afectarían. Una de las principales críticas hacia él, traducido a un palpable enojo popular, es que no tuvo ningún reparo al llamarnos asesinos, violadores y demás adjetivos calificativos negativos. De igual manera, el que haya claramente dicho que construirá un muro y que deportará a miles de indocumentados así como su tendencia hacía una ideología personal que pareciera tender al racismo y segregacionismo, es algo que causa enorme escozo y que es inminentemente controversial. Los mexicanos en su mayoría desaprueban firmemente que se tenga este tipo de posturas y toman la probable construcción de un muro como una ofensa personal.

Desafortunadamente en E.U. se han visto diversos ejemplos de racismo por parte de personas (anglosajones), que en claro acto de discriminación han insultado a nuestros hermanos latinos y compatriotas, incluso hasta el punto de pasar de la violencia verbal a la física. Juzgar a alguien por su color de piel, nacionalidad, creencias, etc. siempre será algo reprochable e incorrecto, un verdadero acto de gente acomplejada.

Pero si tanto enoja la discriminación, el estereotipar, el juzgar sin fundamento, el perseguir con malicia a una persona o a un grupo, por sus apariencias o creencias, entonces por qué no estamos todos indignados de la misma forma ante lo que está pasando aquí en Tamaulipas. Un cambio era por demás necesario y claro se esperaban muchos movimientos y despidos pero no en la manera en como en diversas áreas gubernamentales se están dando. Es difícil comprender que ante una oportunidad histórica para mejorar las cosas, pareciera que lo único que pasó es que solo se cambió de color pero no de malas costumbres y comportamientos. Por supuesto que se aplaude las modificaciones que traigan beneficio como también que salgan aquellos que más que aportar, se aportaron a sí mismos hincándole el diente al erario, eso no solo se entiende, se aplaude pero que pasa con la clara tendencia en sentenciar a muchos sin tener claros fundamentos.

El gobernador electo fue muy claro en su mensaje inicial respecto a este tema, diciendo que él no venía a organizar una “cacería” y que imperaría el respeto, empatía y la coherencia; y hasta ahorita él sí ha sido coherente en su accionar, su huella la va imprimiendo poco a poco. ¿Pero entonces que pasa con aquellos que claramente llegaron a “purgar” y a mandar a la “chiflada” como he escuchado que han comentado nuevos funcionarios a todo aquel que hieda o piensen ellos que son a priistas o que se identificaban con el susodicho partido político?

Es triste ver como mujeres y hombres que en verdad eran todo menos militantes afiliados a un partido político, (si iban a eventos era porque se les obligaba) están siendo injustificadamente despedidos. Gente honorable y en algunos casos de gran valía que desafortunadamente ven truncados sus deseos de seguir aportando sus conocimientos por el bienestar de Tamaulipas. Reitero, los que merecen irse que se vayan, los que en algún acto ilícito incurrieron que los juzguen pero no confundan los fundamentos y menos se presten a ser o convertirse en lo que tanto criticaron y aborrecieron. En campaña política sacaron un video en donde una maestra que laboraba en un área de gobierno estatal, le reclamaba efusivamente al candidato priista, ya ella apoyaba a la causa azul y decía haber sido blanco de represalias y defendía el hecho de la libertad de expresión y de lo injusto que era el que por su ideología y/o preferencia política, fuera ella víctima de ataques.

Y eso indignó a miles de personas, en las redes sociales, en reuniones, en una gran parte de la sociedad se comentó mucho el caso y la verdad que de haber sido cierto, ella tenía toda la razón. La cosa es que ahora están haciendo lo mismo y por montones. Y por ello os pregunto…

¿Dónde está la indignación popular, el clamor por la justicia, la defensa a aquellos que son víctimas de persecución indebida e injustificada, derechos humanos, el derecho universal de expresarte libre y soberanamente?

¿La maestra se atreverá a realizar otro video exponiendo todos aquellos casos como el de ella, expondrá su nuevo puesto por ello, antepondrá la ética por encima de la conveniencia?

Pareciera se construye una gran muralla azul que trae perversamente entusiasmados a aquellos que con sus acciones la edifican, los mismos que no han comprendido que nuestro hermoso pero vapuleado estado no necesita de más Trumps sino de gente con un raciocinio ecuánime. En esto los colores es lo de menos, lo que sale a relucir es la falta de valores, tan repudiable era en las pasadas administraciones cuando se daba, como ahora que tienen la enorme posibilidad histórica de hacer mejor las cosas y la desperdician.

Reflexión…

Es más placentero (aunque no comulguen) seguir las enseñanzas de la biblia, que adoptar pensamientos de MeinKampf.  Él también decía que sus actos eran por el bien de la humanidad, y ya ven lo que pasó.

 

 

Jorge Alonso Infante Alarcón  

Carrera Licenciado en Relaciones Internacionales.

Maestría en Administración Pública en la U.A.M. Francisco Hernández García (U.A.T.)   


DEJA UN COMENTARIO

HoyTamaulipas.net Derechos Reservados 2016
Tel: (834) 688-5326 y (834) 454-5577
Desde Estados Unidos marque: 01152 (834) 688-5326 y 01152 (834) 454-5577