Hoy es Lunes 17 de Junio del 2024


La fuerza de la razón

Por: Alejandro de Anda El Día Lunes 11 de Abril del 2022 a las 08:38

La Nota se ha leido 1103 veces. 1 en este Día.

LO CLARO. La llevada y traída pandemia que obligó a un confinamiento mundial por más de dos años, finalmente comienza su etapa involutiva y da el respiro en el semáforo epidemiológico para, con sus reservas, retornar a la vida común en sociedad.

Y la vida productiva la conformamos todos. Desde los pequeños hasta nuestros adultos mayores, que precisamente ya comienzan ese restablecimiento de actividades en la medida de lo permitido.

La Universidad Autónoma de Tamaulipas señala la reapertura de su Centro Operativo Multidisciplinario de Atención y Servicio Social COMASS y regresa el ánimo y espíritu integrador a quienes hacen uso de su infraestructura y habilidades tales como servicios asistenciales gratuitos en materia de salud, enfermería, dental, trabajo social, psicología, nutrición y asesoría jurídica.

Nuestros adultos buscan más allá del brazo amigo, la interacción humana que les permita continuar con vigor y salud siendo entes de gran utilidad a su sociedad. Buenas acciones.

LO CLAROSCURO. Sí. Las leyes lo son todo.

Sin la existencia de estas, el caos dominaría la vida entera. Demos pie a nuestra charla.

Leyes del Cosmos, que mantienen coexistiendo planetas; de orden, de equilibrio, de vibración.

Todo está regulado.

Un ser vivo tiene derecho a matar a otro, para garantizar la subsistencia de su especie. ¿Qué comerían los pajaritos sino el alimento que su madre les comparte?

Y esa parte es la que nos permite ser la punta de la pirámide existencial de la vida. El raciocinio.

Usted, su esposa o quien así desee, tiene la potestad para tomar una gallina a mitad de la banqueta de su casa y darle tres vueltas al pescuezo. Matarla y comerla. Aunque se resista.

Cualquier tipo de estos animales. Vaca, becerro, chivo, borrego, puerco y demás.

No puede hacer tal, con otro humano. Eso sí es pecado de trascendencia espiritual y corporal.

En la antigüedad, decidieron poner freno a la sobre desmedida potestad de decidir la vida de cualquiera y morir por la espada a quien por su propio juicio, no merecía respirar el mismo aire.

El antiguo testamento colocaba bases ‘medibles’ para ejercer esa justicia punible. Éxodo 21:24 “Ojo por ojo, diente por diente; mano por mano, pie por pie” Un pasaje donde Dios le revelaba a Moisés algunas leyes para transmitirle al pueblo. Ésta en particular (también inscrita en el Código de Hammurabi) era la llamada Ley del Talión, que al delincuente se le practicaba el mismo daño que habría causado. Principio de proporcionalidad.

Llegó la observancia a los derechos humanos y hasta los toros de lidia han encontrado cobijo.

Una señora guatemalteca reclama justicia por la muerte de su hijo delincuente, abatido a balazos en un robo con violencia en un autobús, cuando uno de los pasajeros repelió la agresión del ‘tortolita’ que portaba pistola 38 con 5 tiros. “Mi hijo solo asaltaba como todos los días, pero no mataba a nadie”

Vea esto.

(Sic) “Voy a enviar un mensaje a los criminales; andan rumores que quieren vengarse de la gente honrada al azar. Hagan eso y no va a haber comida en las cárceles. A ver cuánto tiempo duran ahí adentro. Les juro por Dios que no comen un arroz y vamos a ver cuánto tiempo duran”.

Parte de las citas del enfrentamiento sin cuartel que el presidente de El Salvador, el joven Nayib Bukele arremete contra las pandillas y delincuencia en su país.

Tres medidas impulsan desde su gobierno y no ceja un milímetro en la implementación de sus políticas en el sentido de seguridad.

Sancionar a medios y periodistas que den voz a los grupos delincuenciales (maras); prohibición de grafitis alusivos a las pandillas y por último, dejar morir en prisión de hambre a los pandilleros presos si en las calles comienzan a vengarse por su régimen de excepción.

Singapur, país asiático, es hoy el sexto más rico del mundo. Emerge de la podredumbre y pobreza, 20 años después.

¿Su receta? Su líder Lee Kuan Yew estableció la pena de muerte a involucrados en actos de corrupción cuyo resultado fuese la muerte de otra persona derivado de esos temas sensibles. Desviar recursos de la asistencia pública, de educación, de hospitales.

COLOFÓN: Nayib Bukele hace uso del derecho máximo que le es conferido. El monopolio de la violencia a manos del estado, para proteger a su nación. No es por asustarnos, pero parece que el Nuevo Testamento deberemos darle un breve descanso, en lo que vamos contando ‘tuertos’ y mancos como el neolonés.

alejandrodeanda@hotmail.com

@deandaalejandro

HECTOR ALEJANDRO DE ANDA CORTEZ

Colabora en medios impresos y en portales informativos electrónicos. La Columna Claroscuro se publica desde 2007

La columna Claroscuro se publica desde el 2007 en los mismos medios, trisemanal.

Especialmente tocamos temas económicos y de política en general.

DONA AHORA

Para que HOYTamaulipas siga ofreciendo información gratuita, te necesitamos. Te elegimos a TI. Contribuye con nosotros. DA CLIC AQUÍ


DEJA UN COMENTARIO

HoyTamaulipas.net Derechos Reservados 2016
Tel: (834) 688-5326 y (834) 454-5577
Desde Estados Unidos marque: 01152 (834) 688-5326 y 01152 (834) 454-5577