Hoy es Viernes 19 de Octubre del 2018


Automedicación e intercambiabilidad, retos de farmacovigilancia

La automedicación, la intercambiabilidad, que se refiere a no usar el mismo producto continuamente, y la sustitución -optar por una versión más barata o accesible en vez de la indicada por el médico-, son los principales obstáculos en la farmacovigilancia.
Por: Notimex El Día Lunes 19 de Marzo del 2018 a las 12:11

La automedicación, la intercambiabilidad, que se refiere a no usar el mismo producto continuamente, y la sustitución -optar por una versión más barata o accesible en vez de la indicada por el médico-, son los principales obstáculos en la farmacovigilancia.
Autor: Notimex
La Nota se ha leido 407 veces. 1 en este Día.

México, (Notimex).- La automedicación, la intercambiabilidad, que se refiere a no usar el mismo producto continuamente, y la sustitución -optar por una versión más barata o accesible en vez de la indicada por el médico-, son los principales obstáculos en la farmacovigilancia.

Realizar cualquiera de estas tres actividades como paciente puede complicar un padecimiento, generar efectos secundarios o hasta crear un diagnostico erróneo, consideró el jefe de investigación y capacitación en Servicios de Salud de Morelos, Daniel Xavier Xibille Friedmann.

Al referirse a la importancia de la farmacovigilancia, estimó que otro punto a destacar es tener un seguimiento de los posibles efectos adversos que pueda tener un medicamento, lo que puede significar un problema para la salud pública.

En entrevista, señaló que la farmacovigilancia es un proceso que le da seguimiento a los fármacos y a los suplementos alimenticios en los posibles eventos adversos que puedan provocar, en busca de ofrecer seguridad y eficacia en los mismos.

La mayoría de los integrantes en esta industria cuentan con un área que se dedica a esta dinámica, sin embargo, apuntó que se require un mayor cooperación de instituciones gubernamentales.

Dichas instituciones deben buscar parar la automedicación, evitar la fácil accesibilidad a medicamentos sin receta, así como analizar la intercambiabilidad que se presenta en hospitales públicos.

En cambio, se debe optar por un cuadro básico que sea consistente y que no tenga un abasto muy diferente en cuanto al tipo de medicamento que se está comprando.

“La regulación sanitaria debe estar encaminada a evitar la automedicación y es algo que solo el gobierno puede evitar como lo hicieron en el caso de los antibióticos.

"El paciente debe estar consciente que si uno receta una cosa eso es lo que se está recomendado, no algo que se puede encontrar a un menor costo o más accesiblemente, y que las instituciones de salud deben optar por un cuadro básico que sea consistente y que no tenga un abasto muy diferente en cuanto al tipo de fármaco que se esta comprando”, remarcó.

El doctor refirió que para que un medicamento se apruebe debe pasa por tres exámenes que descarten la existencia de algún efecto secundario.

La primera prueba es en animales para ver si es tolerable en organismos vivos, después se administra a un grupo de personas que estén sanos y por último en individuos que estén enfermos con el padecimiento a tratar.

Una vez que la empresa pase estas pruebas llevan la evidencia ante la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), donde se presentan los resultados, se discuten ante representantes de la industria y se decide si se aprueba o no.

El comité suele incluir expertos farmacólogos, bioquímicos, medicos e incluso pacientes que padecen la enfermedad a tratar.?

Apuntó que en el caso de similares, biocomparables o genéricos, estos no suelen ser sometidos a este tipo de evidencia, ya que si el original es aprobado solo se solicita que el producto pruebe que es el mismo principio activo que el original.

La vigilancia después de la creación del producto comienza desde que el médico recomienda un medicamento y sigue la reacción que el paciente tiene con el mismo.

En caso de que este tenga un efecto adverso o si ha llegado a ver resultados positivos, el especialista a través de una plataforma de la Cofepris genera un reporte.

Si tiene efectos adversos, las autoridades contactan a la industria y solicitan que limite la venta del fármaco, lo saque del mercado o emiten una recomendación para que el proceso de control de calidad del producto mejore y de esa manera el paciente no sufra ningún riesgo.

El especialista comentó que existen registros de diferentes sociedades y colegios médicos, como el que ofrece el Colegio Mexicano de Reumatología donde los doctores reportan eventos adversos relacionados a diferentes medicamentos y que este caso se trata de fármacos que se usan para problemas reumatológicos.

Concluyó que “estos registros y la farmacovigilancia ayudan en un futuro a tomar decisiones que sean más seguras y efectivas para los pacientes”.

 

¡Permítenos ser tu Voz!

¿Conoces o tienes fotos y videos de algún acto donde se tenga que reconocer la calidad humana? ¿De alguna situación de posible negligencia, corrupción y abuso de autoridad? Mándanos el material al WhatsApp de HOYTamaulipas: (+52) 8341032181

Nosotros le daremos seguimiento ¡Compártelo! Muchas gracias.

DEJA UN COMENTARIO

HoyTamaulipas.net Derechos Reservados 2016
Tel: (834) 688-5326 y (834) 454-5577
Desde Estados Unidos marque: 01152 (834) 688-5326 y 01152 (834) 454-5577
Visite también http://www.htagencia.mx para noticias de la agencia.